Fever Ray (2009) – Fever Ray

feverray_200this will never end
’cause i want more
more, give me more,
give me more

Un dúo andrógino y desapasionado repite este mantra de codicia en If I had a heart, el tenebroso abridor del disco homónimo de Fever Ray. No es difícil adivinar que ambas voces pertenecen a Karin Dreijer Andersson –Fever Ray–, duplicada y pasada por un pitch shifter. Para el momento en el que aparece su voz natural, su fragilidad resulta magnificada y en un giro estremecedor, el tema se transforma en un grito de ayuda.

En 2006, Karin Dreijer Andersson grabó Silent Shout, uno de los mejores discos de electrónica de la década, agrupada junto a su hermano con el nombre de The Knife. El éxito de Silent Shout se debe a la habilidad de ambos para combinar letras sombrías, sonidos que rayan en lo tenebroso y el más puro pop sueco. Toda la tensión que se genera en los temas de The Knife es resuelta de manera elegante.

Fever Ray –el disco– comienza donde termina Silent Shout, y da un giro hacía lo lúgubre. Salvo el ocasional acorde mayor en los teclados, una referencia exquisita a Kraftwerk y algunos intentos por introducir alguna percusión –digamos– caribeña (o del Caribe sueco), la música va del gris al negro y las letras desde la desconexión con el mundo, hasta la pérdida total de la esperanza. Tal es la naturalidad para asumir un tono tan grave, que da la impresión de que más que un disco, el homónimo de Fever Ray es una mirada a 10 capítulos del diario privado de una mujer atormentada.

If I had a heart (download)

Seven (download)

A %d blogueros les gusta esto:
Leer entrada anterior
La conjura de los náufragos

En el ferry a Margarita se congrega toda la gente jodida. Pichirres o fértiles que no pueden/quieren pagar pasajes de...

Cerrar